Bellas Artes S. O. S.

por gruiz
24 ver

El pasado 31 de mayo, el Consejo de Ministros aprobó el recorte de más del 60 % de la Asignación Presupuestaria Multianual 2024-2026, el cual afectaría a las siguientes instituciones educativas: la Escuela Nacional Superior Autónoma de Bellas Artes del Perú (Bellas Artes), la Escuela Nacional Superior de Folklore José María Arguedas, la Escuela Nacional Superior de Arte Dramático y la Escuela Nacional Superior de Ballet. Esta medida empezará a regir después de seis meses de aprobado el recorte, es decir, el próximo 31 de noviembre. El recorte es significativo, de lo poco con lo que se contaba, se tendrá mucho menos ahora gracias a la sapiencia del Consejo de Ministros: de 15 millones de soles, a 5 milloncitos, los cuales ponen en peligro la continuidad de estas escuelas nacionales, restando oportunidades de desarrollo artístico a las personas que quieran estudiar en ellas. A esta situación, se suma la pérdida de autonomía de las escuelas.

Todo al revés. Sin embargo, ¿a qué obedece esta medida? ¿De cuándo acá la cultura y el arte se han convertido en tópicos de interés para el Ejecutivo? Está demás señalar que de las escuelas mencionadas, la de Bellas Artes, fundada en 1918, está instaurada en el imaginario cultural, con egresados que ya forman parte del canon artístico peruano y que ha sabido aguantar tiempos de crisis; por ello, semejante recorte presupuestal, más la pérdida de su autonomía, no es más que la injerencia de la política de derecha en la cultura peruana. En CARETAS Web y en sus ediciones impresas, hemos venido advirtiendo de extrañas movidas que a la luz de su recurrencia dejan ser tales para convertirse en un método de silenciamiento coordinado contra lo que se “considera” un peligro para la formación estudiantil: el pensamiento crítico.

Estos recortes no parten de la nada. En el gobierno de Dina Boluarte, de acuerdo a nuestras fuentes, existe la paranoia sobre cómo se ha estado manejando el arte y la cultura en el Perú en los últimos 20 años. Para llegar al 2026, el actual gobierno ha forjado pactos con la extrema derecha y entre sus propósitos está el control de las instituciones educativas y culturales estatales. Instituciones como Bellas Artes no son bien vistas por muchos funcionarios de la actual gestión presidencial, por eso las atacan en su economía y en su libertad de gestión, para vigilarlas y de esta manera “algunos” de sus alumnos no vuelvan a manifestarse como lo hicieron durante las protestas de inicios de año. Porque ese es el pensamiento básico de la extrema derecha: las escuelas de arte son una cantera de revoltosos contreras de izquierda, el lugar en donde en vez de enseñar, se adoctrina.

La extrema derecha, no hay que negarlo, es peligrosa en su ignorancia. Esta descabellada medida presupuestal tiene un objetivo implícito: someter a Bellas Artes, ergo: su poder simbólico para la cultura peruana. Estaremos muy atentos a este caso.

(Gabriel Ruiz Ortega).

También te puede interesar

 Av. Guardia Civil 1321, Oficina 1802, Surquillo, Lima – Perú

Copyright ©caretas.pe | Por Revista Caretas

Todos los derechos reservados

Ilustración Peruana

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más

Política de privacidad y cookies
¿Estás segura de que quieres desbloquear esta publicación?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?
-
00:00
00:00
Update Required Flash plugin
-
00:00
00:00