Vuelo espiritual

La práctica del yoga va más allá de simples posturas: integra cuerpo, mente y espíritu, transformando vidas más allá de lo físico.

por Edgar Mandujano
483 ver

Suspendido en el aire, con el cuerpo en acrobáticas posturas flotantes que desafían la gravedad, César Cavenago, instructor certificado de Aeroyoga Internacional, experimenta una sensación de liberación y ligereza que va mucho más allá de lo físico. Según comenta, es una práctica que nos transporta, tanto literal como figurativamente, hacia una dimensión más elevada de conciencia y conexión.

Cavenago explica que esta modalidad es mucho más que una simple variación del yoga tradicional. “La diferencia más notoria es que no se reduce al piso, sino que se ejecuta utilizando un columpio que permite realizar inversiones y posturas aéreas. Esto trae una serie de ventajas y beneficios sobre cualquier práctica en el suelo”.

Al abandonar la zona de confort del piso nuestros sentidos se activan, obligándonos a estar completamente presentes en ese momento. “Cuando subimos al columpio, todo nuestro sistema se pone en estado de alerta porque no estamos en nuestra zona de confort. De esa forma, logramos una conexión profunda con lo que está sucediendo en ese instante”, describe.

Las secuencias de aeroyoga, diseñadas por un equipo de expertos, están cuidadosamente estructuradas para guiar al practicante a través de objetivos específicos. Cada clase comienza con un momento de conexión y respiración, seguido por la práctica en el columpio y finaliza con una relajación profunda. “Es como estar dentro de un capullo o hamaca, donde permitimos que se ordene toda la información que se ha movilizado en el cuerpo”, dice el instructor.

Pero la práctica no se limita solamente a lo físico. María Angélica Vega, yogui y actriz, explica que el yoga va mucho más allá de simples posturas y movimientos. “El yoga es una práctica profunda que implica meditación, pranayama (control de la respiración) y niyama (observancias), que ayudan a integrar el cuerpo, la mente y el espíritu”.

Además, mencionó que practica lo que se conoce como yoga regenerativo. “Es algo que me está funcionando muy bien porque soy deportista federada de alto rendimiento. He atravesado varios momentos críticos. No te puedes imaginar. El yoga integra el cuerpo, la mente y el espíritu para estar en sabia relación con uno y con los demás”, explica.

María Angélica Vega practica yoga desde los 15 años. La disciplina le brindó una adolescencia serena y la acompañó en su carrera actoral.

Vega, quien ha practicado yoga desde los 15 años, afirma que esta disciplina le ha brindado enormes beneficios a lo largo de su vida. “Me ayudó a tener una adolescencia muy serena y estable, equilibrando mis hormonas. También me acompañó en mi carrera como actriz, ayudándome a estar más presente y consciente”. Asimismo, destaca que se siente privilegiada por practicar yoga por tiempo prolongado, lo cual le ayuda en su día a día.

Los beneficios del yoga van más allá de lo individual. Según Cavenago, el aeroyoga también tiene un poderoso efecto terapéutico, especialmente para niños y adolescentes. “Les ayuda a centrarse, a aprender a respirar correctamente y a manejar mejor sus emociones. Les da herramientas para llevar a la escuela y a sus hogares”.

De hecho, comparte que ha tenido grupos de hasta 14 niños en programas de verano, trabajando no solo yoga, sino también meditación y arteterapia, para ayudarles a procesar los desafíos de su crecimiento y desarrollo.

“Los adolescentes atraviesan una etapa de cambios físicos y emocionales que pueden ser abrumadores. El aeroyoga les permite explorar su cuerpo en movimiento libre y reconocerse a sí mismos en este proceso de transformación”, explica.

Pero quizás el mayor logro del yoga sea su capacidad de transformar vidas más allá de lo físico. Cavenago comparte su propia historia de sanación: “Yo tenía graves problemas de espalda que me llevaron a estar hospitalizado en varias ocasiones. Los médicos me dijeron que la solución era la cirugía. Sin embargo, desde que encontré el aeroyoga, nunca más tuve que someterme a un procedimiento médico. Mi estilo de vida cambió por completo”.

Ya sea en búsqueda de alivio físico, equilibrio emocional o una conexión más profunda con uno mismo, el yoga en sus distintas formas ofrece una vía de transformación que promete grandes beneficios para la salud física y mental. No está demás atreverse y probar.

También te puede interesar

 Av. Guardia Civil 1321, Oficina 1802, Surquillo, Lima – Perú

Copyright ©caretas.pe | Por Revista Caretas

Todos los derechos reservados

Ilustración Peruana

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más

Política de privacidad y cookies
¿Estás segura de que quieres desbloquear esta publicación?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?
-
00:00
00:00
Update Required Flash plugin
-
00:00
00:00