PROINVERSIÓN: 1071 Convenios de Estabilidad Jurídica por US$ 16,000 millones se han suscrito desde su implementación

Desde la puesta en práctica de este instrumento se han suscrito un total de 1071 Convenios de Estabilidad Jurídica, de los cuales 719 se celebraron con inversionistas comprometiéndose inversión por un monto aproximado de US$ 16,000 millones, y 352 convenios con las empresas receptoras de dicha inversión. De este total, cinco (5) convenios de estabilidad jurídica se suscribieron en 2023, por más de US$ 61 millones. 
Los inversionistas que suscribieron los convenios desde su implementación (1993) provienen de 50 países diferentes y pertenecen a diversos sectores económicos.

Como parte de la estrategia de atracción de inversiones privadas nacional y extranjera, y su posicionamiento a nivel regional, Perú ha establecido un marco general y regímenes que facilitan la inversión privada en los proyectos de inversión público – privada e inversión privada. Uno de esos mecanismos es el Convenio de Estabilidad Jurídica. 

Los inversionistas que suscribieron los convenios desde su implementación (1993) provienen de 50 países diferentes y pertenecen a diversos sectores económicos. Entre los principales países de origen de la inversión se encuentran Perú, Chile, España, Estados Unidos, Colombia, entre otros. Asimismo, en los últimos años inversionistas de grandes proyectos han suscrito Convenios, tales como  EXOLUM AVIATION S.A. de España  con un compromiso de inversión de US$ 28 millones para la construcción del Nuevo Sistema de Combustible del Aeropuerto Internacional Jorge Chávez; la empresa COSCO SHIPPING PORTS LIMITED de China, por la inversión que realizará en el Terminal Portuario Chancay; y en el sector electricidad resalta la empresa CELEO REDES S.L. de España, por  inversiones en la construcción de «Línea de Transmisión 138kV Puerto Maldonado – Iberia». 

Los Convenios de Estabilidad Jurídica son instrumentos promotores de inversión que se materializan a través de la suscripción de contratos firmados con el Estado Peruano, estabilizando las garantías aplicables a los inversionistas o las empresas receptoras, según corresponda, por el periodo de vigencia de éstos. Tienen calidad de contratos con fuerza de ley, de naturaleza civil y no administrativa, y se pueden dejar sin efecto por acuerdo de las partes. De esta manera, se reduce el riesgo que genera la incertidumbre de desarrollar proyectos a largo plazo en diversos sectores de la economía, pues mejora las condiciones de financiamiento y da mayor predictibilidad a los inversionistas (respecto al rendimiento de sus inversiones). 

Desde la perspectiva del Estado, los Convenios de Estabilidad Jurídica permiten que nuevos inversionistas apuesten por el Perú, dinamizando la economía en sus zonas de influencia, generando nuevos puestos de trabajo y una mayor recaudación fiscal. 

Los Convenios con inversionistas extranjeros los firma PROINVERSIÓN, mientras que los Convenios con inversionistas nacionales o empresas receptoras de inversión los firma PROINVERSIÓN y el ministerio (sector al que pertenece el proyecto). Este tipo de contratos tienen un periodo de vigencia de 10 años, salvo para el caso de concesiones cuyo plazo de vigencia se sujeta al plazo de vigencia de la concesión.