Perú y Ecuador unen esfuerzos para combatir el crimen organizado transnacional y la migración ilegal

La alianza permitirá que los dos países combatan la delincuencia.

Los gobiernos de Perú y Ecuador acordaron unir esfuerzos para combatir de manera conjunta los problemas relacionados a las actividades ilícitas de la criminalidad organizada que viene afectando a ambos países, así como los aspectos en torno a la migración ilegal que se presenta en la zona de frontera en común, en la parte norte del territorio nacional. 

Las acciones que se emprenderán en el más breve plazo se establecieron durante el primer encuentro liderado por el ministro del Interior, Vicente Romero, y su homólogo de Ecuador, Juan Zapata, que se llevó a cabo este jueves en la ciudad de Tumbes, donde también participaron los altos mandos policiales, autoridades migratorias y otros funcionarios de ambas naciones.

“Tenemos que ser firmes y contundentes contra la criminalidad, no le daremos espacio a las bandas y organizaciones criminales. Los comandantes generales de ambos cuerpos policiales ya han coordinado la ejecución de operaciones conjuntas en las zonas críticas”, adelantó el ministro Romero.

Por su parte, el ministro ecuatoriano Juan Zapata expresó la voluntad de su sector y del gobierno de su país para enfrentar de manera coordinada con Perú, al crimen organizado en todas sus modalidades. “Cuente con todo el apoyo, nosotros tenemos las mismas intenciones que ustedes, las mismas ganas y la misma voluntad”, aseguró.

Durante el encuentro también se acordó iniciar acciones para implementar una plataforma de Interoperabilidad Binacional con archivos actualizados y oficiales, que contengan registros de información, inteligencia, antecedentes policiales, penales, judiciales, migraciones e investigaciones de delitos cometidos por organizaciones criminales. 

LEE: Fiscalía inicia investigación preparatoria contra oficiales de la Policía por presunta coautoría en el autogolpe de Pedro Castillo

Además, las autoridades presentes en la cita evaluaron la posibilidad de crear las Brigadas Especializadas Contra la Criminalidad (BRECC) en las ciudades limítrofes de Ecuador y Perú. Se indicó que estos grupos especializados deberán contar con una capacitación constante en el marco de la lucha contra el crimen organizado, la minería ilegal, la trata de personas, tráfico ilícito de drogas, entre otros delitos. 

En tanto, los altos mandos policiales de Perú y Ecuador se comprometieron a mantener una coordinación oportuna y permanente en los aspectos relacionados a la criminalidad organizada, en todas sus modalidades, y que tiene su ámbito de acción en la zona de frontera en común.