Un enorme incendio deja sin hogar a casi 7.000 refugiados rohingyas en Bangladesh

Incendio en el campo de Coxs Bazar - TWITTER - @UNHCR_BGD

MADRID, 7 Ene. (EUROPA PRESS) –

Casi 7.000 refugiados rohingyas se han quedado sin hogar por un gran incendio nocturno que ha arrasado casi 800 albergues en el campo de Cox’s Bazar, el campo de refugiados más grande del mundo, en Bangladesh, donde viven en torno a un millón de integrantes de esta minoría que vive en fuga del Ejército birmano.

El incendio fue declarado en el campamento 5, uno de los 33 que existen en Cox’s Bazar, en torno a las 01.00 de la madrugada de este domingo y en lo que se trata del primer gran incendio de 2024, según ha hecho saber la agencia de Naciones Unidas para los refugiados, ACNUR, en un comunicado.

Las llamas han provocado daños en otros 93 refugios así como en 120 instalaciones como centros de aprendizaje, mezquitas, clínicas, letrinas y baños comunitarios. El incendio, que no ha dejado víctimas, tardó tres horas en quedar bajo control.

Los rohingyas desplazados por el incendio se están refugiando temporalmente en los centros comunitarios del campamento, incluidos refugios comunitarios temporales, y reciben asistencia alimentaria de emergencia, incluidas galletas enriquecidas y comidas calientes.

Las autoridades de Bangladesh y las agencias humanitarias están en el lugar para ayudar a las personas con apoyo de emergencia, primeros auxilios médicos y psicológicos y vinculando a los refugiados con otros servicios relevantes según sea necesario.

Tras el incendio, el Gobierno bangladeshí y ACNUR, en coordinación con la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y otras agencias de ayuda, están apoyando a los rohingyas que perdieron sus refugios y pertenencias en el devastador incendio.

«La causa del incendio sigue siendo desconocida y las autoridades gubernamentales nos aseguran que se llevará a cabo una investigación sobre la causa», ha remachado ACNUR.