Reino Unido: Julian Assange, en libertad tras alcanzar un acuerdo con EEUU en el que se declara culpable de espionaje

Su familia celebra "el fin del calvario" tras 15 años "en alguna forma de encarcelamiento".

por Diana

MADRID, 25 Jun. (EUROPA PRESS) –

El Tribunal Superior de Londres ha dejado este lunes en libertad bajo fianza al fundador de Wikileaks, Julian Assange, tras un acuerdo con el Gobierno de Estados Unidos en el que se declara culpable de un cargo de espionaje a cambio de una sentencia que equivale a los más de cinco años que lleva en una prisión de máxima seguridad en Reino Unido.

“Julian Assange está libre. Ha abandonado la prisión de máxima seguridad de Belmarsh en la mañana del 24 de junio, tras haber pasado allí 1.901 días. El Tribunal Superior de Londres le ha concedido la libertad bajo fianza y ha sido puesto en libertad en el aeropuerto de Stansted por la tarde, donde ha embarcado en un avión y ha partido de Reino Unido”, reza un comunicado de Wikileaks publicado en su cuenta de la red social X.

Así, la organización ha agradecido todo el apoyo recibido para lograr la libertad de Assange, quien se encuentra de camino a Australia, su país de origen, donde se reunirá tanto con su esposa, Stella Assange, como con sus hijos, que “solo han conocido a su padre entre rejas”, denunciando que se encontraba en régimen de aislamiento 23 horas al día en una celda de 2×3 metros.

“Este es el resultado de una campaña mundial que ha abarcado a organizadores de base, defensores de la libertad de prensa, legisladores y líderes de todo el espectro político, hasta llegar a Naciones Unidas. Esto creó el espacio para un largo periodo de negociaciones con el Departamento de Justicia de Estados Unidos, que ha desembocado en un acuerdo que aún no se ha cerrado formalmente”, ha añadido Wikileaks.

Asimismo, ha publicado un vídeo en el que se ve a Assange en libertad y embarcando en un avión a las 17.00 horas (hora local) del lunes en el mencionado aeropuerto.

Está previsto que Assange comparezca ante un tribunal federal de Estados Unidos en las Islas Marianas del Norte, territorio estadounidense en el océano Pacífico, donde se declararía culpable de un cargo bajo la Ley de Espionaje para conspirar para obtener y diseminar información clasificada, según documentos judiciales recogidos por el diario británico ‘The Guardian’.

La petición de extradición sería posteriormente retirada y Assange no haría frente a más cargos, lo que derivaría en su liberación y en su viaje a Australia, dado que se habría acordado una sentencia de cinco años ya cumplida durante su periodo en prisión en Reino Unido. La elección de las Islas Marianas del Norte habría tenido lugar por la negativa de Assange a viajar al territorio continental de Estados Unidos y a su proximidad a Australia.

Sin embargo, el acuerdo alcanzado aún debe ser aprobado por un juez. Assange está ya viajando hacia Saipan de cara a una vista que tendrá lugar durante la jornada del miércoles, en torno a las 1.00 horas, en la España peninsular e Islas Baleares, según indica el tribunal de distrito de las Islas Marianas del Norte en su página web.

El avión que traslada al periodista ha hecho una parada en la capital de Tailandia, Bangkok, aparentemente para repostar, según recoge Flight Radar, que agrega que este vuelo chárter tiene previsto Saipan como próxima parada.

AUSTRALIA RECALCA QUE “EL CASO SE HA ALARGADO DEMASIADO”

El primer ministro de Australia, Anthony Albanese, ha recalcado que el Ejecutivo “es consciente” de que Assange “tiene procedimientos legales programados en Estados Unidos”. “Estos procedimientos son cruciales y delicados. Dado que estos procedimientos están en marcha, no es apropiado hacer comentarios detallados”, ha sostenido.

“Diré, sin embargo, que el Gobierno australiano ha seguido brindando asistencia consular a Assange”, ha apuntado ante el Parlamento, antes de indicar que el Alto Comisionado ante Reino Unido, Stephen Smith, “viajó con Assange cuando salió de Reino Unido”. Asimismo, ha insistido en que “ha sido muy claro” sobre el hecho de que “al margen de la opinión que tenga la gente sobre las actividades de Assange, el caso se ha alargado demasiado”.

“No hay nada que ganar con su continuado encarcelamiento y queremos que vuelva a casa a Australia. Hemos defendido los intereses de Australia utilizando todos los canales apropiados para lograr un resultado positivo”, ha explicado Albanese, quien ha incidido en que tendrá “más que decir” una vez que “los procedimientos hayan concluido”. “Espero que sea muy pronto”, ha zanjado.

Asimismo, la ministra de Exteriores de Australia, Penny Wong, ha destacado que Albanese ha abordado este caso durante los últimos dos años con el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, y el primer ministro de Reino Unido, Rishi Sunak, y ha insistido en que “el primer ministro fue muy claro sobre la prioridad que otorgaba u otorga al caso de Assange”, según ha recogido la cadena de televisión australiana ABC.

Cabe destacar que el Gobierno australiano ha estado presionando a Estados Unidos para que permitiese a Assange volver al país y, aunque la Casa Blanca se había negado a hablar en público al respecto, el presidente estadounidense, Joe Biden, llegó a expresar en abril que estaba considerando las peticiones de Canberra.

REACCIONES DE LA FAMILIA

La esposa de Assange, Stella, ha aplaudido que “Julian es libre”. “Las palabras no pueden expresar nuestra inmensa gratitud con ustedes. Ustedes, los que se han movilizado durante años para que esto sea una realidad. Gracias, gracias, gracias”, ha señalado en su cuenta en X.

Los padres de Assange también han expresado su alegría y alivio por la noticia de que “el calvario” de su hijo “está llegando a su fin”, y ha agradecido a todos los que han trabajado por su liberación frente a aquellos que le han usado para “impulsar sus propias agendas”.

“Estoy agradecida de que el calvario de mi hijo esté llegando por fin a su fin. Esto demuestra la importancia y el poder de la diplomacia discreta. Los últimos 14 años obviamente me han pasado factura como madre, así que quiero darles las gracias de antemano por respetar mi privacidad”, ha declarado Christine Assange.

El padre, John Shipton, ha celebrado que su hijo vaya a poder “disfrutar de una vida normal con su familia y su mujer” tras haber pasado 15 “de sus años más productivos en alguna forma de encarcelamiento u otra”.

Assange fue detenido por las autoridades británicas el 11 de abril de 2019, después de abandonar la Embajada de Ecuador en Londres, donde permaneció refugiado durante casi siete años. Desde entonces, se encuentra en una prisión de máxima seguridad, en virtud de una orden de arresto emitida desde Estados Unidos.

A finales de mayo, el Tribunal Superior de Londres falló en favor del fundador de Wikileaks para permitirle apelar contra su orden de extradición al país norteamericano, donde se temía que se enfrentase a una batería de cargos que podía implicar hasta 175 años de cárcel.

El periodista ha defendido en todo momento que las informaciones reveladas en 2010 sobre corrupción gubernamental y abusos contra los Derechos Humanos sirvieron para dar a conocer crímenes de guerra cometidos por Estados Unidos.

También te puede interesar

 Av. Guardia Civil 1321, Oficina 1802, Surquillo, Lima – Perú

Copyright ©caretas.pe | Por Revista Caretas

Todos los derechos reservados

Ilustración Peruana

Este sitio web utiliza cookies para mejorar su experiencia. Asumiremos que está de acuerdo con esto, pero puede optar por no participar si lo desea. Aceptar Leer más

Política de privacidad y cookies
¿Estás segura de que quieres desbloquear esta publicación?
Unlock left : 0
Are you sure want to cancel subscription?
-
00:00
00:00
Update Required Flash plugin
-
00:00
00:00