El Eurogrupo celebra el repunte en la eurozona, pero admite que «navega aguas peligrosas entre dos guerras»

- Monedas de euro sobre una bandera europea. - picture alliance / Uli Deck/dpa - Archivo

BRUSELAS, 13 May. (EUROPA PRESS) –

El Eurogrupo ha celebrado el leve repunte del 0,3% de la economía de la eurozona en el primer trimestre de 2024, mientras que el mercado laboral se mantiene «fuerte», pero ha reconocido también que «navega aguas peligrosas» al encontrarse «entre dos guerras» cercanas a sus fronteras.

«Reconocemos el éxito en la reducción de la inflación, pero muchos ministros comentaron que hay que tomar nuevas decisiones políticas sobre cómo podemos crecer aún más rápido en el futuro», ha señalado el presidente del Eurogrupo, Paschal Donohoe, en rueda de prensa tras la reunión de ministros de Economía de la eurozona.

Consciente de que el crecimiento ha sido «moderado», Donohoe ha recordado que la zona del euro ha logrado evitar la recesión, y ha destacado que «el simple hecho de haber registrado un repunte ya es positivo en el contexto bélico actual».

En la misma línea, el comisario europeo de Economía, Paolo Gentiloni, ha destacado también las «buenas noticias», ya que la economía de la zona del euro registró un crecimiento «mejor de lo esperado» del 0,3% en el primer trimestre del año, lo que ha destacado como «un bienvenido repunte tras un 2023 muy difícil» y ha celebrado que la inflación se mantiene en una senda descendente y que el mercado laboral sigue siendo «fuerte».

No obstante, ha advertido de que la eurozona sigue «navegando aguas peligrosas, con dos guerras no muy lejos de casa y tensiones geopolíticas más amplias que aumentan los riesgos».

Al hilo de ello, ha avanzado que la Comisión Europea presentará sus previsiones económicas de primavera el próximo 22 de mayo. «Lo que esperábamos en las previsiones de invierno se está cumpliendo», ha explicado el político italiano, que ha destacado que esta aceleración, pese a ser «muy moderada», se está produciendo en un contexto de «descenso de la inflación», lo que espera que redunde en «un aumento del consumo privado mientras el mercado laboral permanece fuerte».

UNIÓN DE MERCADOS DE CAPITALES

Por otro lado, ha insistido en la necesidad de culminar la unión de mercados de capitales, un proyecto «esencial para que Europa pueda competir a escala mundial». «Nos ha tomado demasiado tiempo hacer los escasos progresos que hemos visto hasta ahora», ha lamentado el comisario, quien confía en que «con ambición política, será posible encontrar soluciones para avanzar en el próximo mandato».

De hecho, el Eurogrupo continuará en la noche de este lunes las discusiones sobre la arquitectura de la unión de mercados de capitales en una cena informal en la que buscan esbozar un plan de acción que permita hacerla realidad.

Pese a ver algunos «compromisos alentadores», Gentiloni espera que si el acuerdo no es posible algunos Estados miembro intenten avanzar de «otra manera», en referencia a la unión «a varias velocidades» que propuso el ministro de Finanzas francés, Bruno Le Maire.

«Estamos trabajando en una hoja de ruta que hemos acordado juntos recientemente, no hace 10 años», ha incidido el comisario, aunque será la próxima Comisión Europea la que ponga sobre la mesa nuevas propuestas sustanciales.

«Mi preferencia es que todos los Estados miembros de la UE se adhieran a la unión de mercados de capitales», ha afirmado, por su lado, Donohoe, que apuesta por actuar de forma conjunta, ya que, de ese modo, «la posibilidad de obtener recompensas en el futuro será mayor».