EEUU denuncia un «desastre medioambiental» consecuencia del ataque hutí al buque británico ‘Rubymar’

Archivo Destructor de misiles guiados del Ejército de EEUU frena un ataque de los rebeldes hutíes. - Europa Press/Contacto/Mc2 Aaron Lau/Planetpix

MADRID, 24 Feb. (EUROPA PRESS) –

El Ejército estadounidense ha denunciado este viernes que el ataque con misiles que los rebeldes hutíes lanzaron contra el barco británico ‘Rubymar’ ha desencadenado un «desastre medioambiental» en el mar Rojo, en el marco de la escalada de las tensiones en la región como consecuencia de los ataques de Israel sobre Gaza.

«El 18 de febrero, entre las 21.30 horas y las 22.40 horas (hora local), terroristas hutíes respaldados por Irán atacaron el ‘M/V Rubymar’, un granelero con bandera de Belice y propiedad del Reino Unido», ha contextualizado el Mando Central de Estados Unidos (CENTCOM) en una publicación en la red social X, antes Twitter.

«El barco está anclado, pero haciendo aguas lentamente», ha agregado el CENTCOM en el mismo mensaje, en el que ha añadido que el «imprudente y no provocado ataque de los terroristas hutíes respaldados por Irán causó daños significativos al barco, dando lugar a una mancha de aceite de 18 millas –29 kilómetros–«.

Desde el Ejército han explicado que el buque de propiedad británica transportaba más de 41.000 toneladas de fertilizante en el momento del ataque y han advertido de que «podría derramarse en el mar Rojo» agravando una situación que han tildado de «desastre medioambiental».

«Los hutíes siguen demostrando desprecio por el impacto regional de sus ataques indiscriminados que amenazan a la industria pesquera, las comunidades costeras y las importaciones de alimentos», ha sentenciado el CENTCOM al final del comunicado.

Este lunes, los hutíes reclamaban la autoría de un ataque contra «un buque británico», el ‘Rubymar’, en el golfo de Adén, antes de asegurar que la embarcación había sufrido «daños catastróficos» y estaba «en riesgo de hundimiento». Horas más tarde ese mismo día, el portavoz de operaciones militares de los hutíes, Yahya Sari, anunció otro ataque contra dos buques mercantes estadounidenses, el ‘Sea Champion’ y el ‘Navis Fortuna’.

Los hutíes, respaldados por Irán y que controlan la capital yemení, Saná, y otras zonas del norte y el oeste del país desde 2015, han lanzado varios ataques contra territorio de Israel y contra buques con algún tipo de conexión con Israel a raíz de la ofensiva militar israelí contra la Franja de Gaza, lanzada tras los ataques ejecutados el 7 de octubre por el Movimiento de Resistencia Islámica (Hamás).

Asimismo, han amenazado con atacar los buques estadounidenses y británicos que se encuentran en la zona en respuesta a los bombardeos de las últimas semanas contra Yemen, que, según Washington y Londres, buscan impedir las operaciones de los rebeldes y garantizar la libertad de navegación en la región.