Mercedes Aráoz, presidenta de la Comisión de Economía, en el Quo Vadis de la Cámara de Comercio, el pasado 7 de mayo.
Mercedes Aráoz, presidenta de la Comisión de Economía, en el Quo Vadis de la Cámara de Comercio, el pasado 7 de mayo.
Edición 2589: Jueves, 9 de Mayo de 2019

Cocina Fusión

Última dosis de suspenso para la ley de control de fusiones y adquisiciones empresariales.

Mercedes Aráoz, presidenta de la Comisión de Economía, en el Quo Vadis de la Cámara de Comercio, el pasado 7 de mayo.
Mercedes Aráoz, presidenta de la Comisión de Economía, en el Quo Vadis de la Cámara de Comercio, el pasado 7 de mayo.

El pasado jueves 2, tras un acalorado debate en el pleno del Congreso, se aprobó la ley de control de fusiones y adquisiciones. El dictamen fue aprobado con 64 votos y se exoneró de segunda votación con el apoyo de 62 congresistas. La iniciativa consta de 13 propuestas que provienen de casi todas las bancadas, también incluye disposiciones de un proyecto presentado por el Ejecutivo en marzo último.

Sin embargo, luego se supo que por un error de trámite –una modificación de último minuto que señala que los procedimientos especiales de la ley se rigen obligatoriamente por el Texto Único Ordenado de la ley 27444 de Procedimiento Administrativo General– tendrá que ser votada de nuevo en el pleno del jueves 9.

Carlos Oliva del MEF.
Carlos Oliva del MEF.
CARETAS conversó con la presidenta de la Comisión de Economía, la también vicerpresidenta Mercedes Aráoz, quien indicó que la ley establece que solo pasarán a revisión previa aquellas transacciones de fusión y adquisición que superen en venta los S/ 495,6 millones (118 mil UIT) y que cuando el valor en venta de una de las empresas a fusionarse supere los S/ 105 millones (25 mil UIT).

La entidad encargada de revisar estas operaciones será Indecopi, que tendrá un plazo de 9 meses para adecuarse a la norma e iniciar la supervisión.

Según el cálculo del umbral de Indecopi, la entidad tendrá que inspeccionar entre 10 a 12 fusiones al año. La ley incluye una regulación distinta para el sector financiero, en donde participará la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS).

Para Aráoz “se ha venido trabajando  duro y parejo estos dos años y medio, y con esta ley se busca favorecer el crecimiento de las medianas empresas”. Añadió que busca evitar las temidas barreras en el acceso al mercado. Se espera que el control previo impida operaciones que puedan afectar severamente la libre competencia en un mercado específico, así como el bienestar de los consumidores.

El año pasado, las fusiones y adquisiciones se elevaron en un 85% en comparación del 2017. Las 155 transacciones realizadas en el 2018 alcanzaron un valor de US$ 9,133 millones, en comparación con los US$ 4,937 millones del 2017, señaló el reporte de Transactional Track Record (TTR).

Aráoz indicó que este 2019 se está brindando una ampliación presupuestal para que los entes reguladores puedan realizar las contrataciones necesarias para hacer cumplir la ley.