Enorme hangar de la iglesia El Aposento Alto, en Independencia.
Enorme hangar de la iglesia El Aposento Alto, en Independencia.
Edición 2556: Jueves, 13 de Septiembre de 2018

La Mano de Dios

Escribe: Jaro Adrianzén | Uno de los lotes de Matute vendidos al Pastor Santana habría pertenecido a Wilmer Arrieta, testaferro de Orellana.

Enorme hangar de la iglesia El Aposento Alto, en Independencia.
Enorme hangar de la iglesia El Aposento Alto, en Independencia.

El congresista Víctor Andrés García Belaunde disparó la alarma. “Entre los ‘propietarios’ de los terrenos que ocupa Alianza Lima expropiados por Velasco y entregados a ese club, revendidos de mala fe, figura un lote a nombre de Wilmer Arrieta, testaferro de Orellana y colaborador eficaz. ¿(El) controvertido pastor Santana lo sabía?”, tuiteó el lunes.

En febrero del 2015, Wilmer Arrieta Vega admitió haber firmado contratos por orden de Rodolfo Orellana para la apropiación ilícita de terrenos, entre ellos tres lotes que incluían el estacionamiento y las canchas alternas del estadio Alejandro Villanueva, de Alianza Lima. Por la madrugada del pasado lunes 10 fue precisamente aquel estacionamiento –perteneciente a la explanada del complejo deportivo en La Victoria– el que un grupo de la iglesia El Aposento Alto tomó. Alegaron que la organización evangélica, fundada en 1994 por el pastor Alberto Santana, era la propietaria.  

La cronología de los hechos se remonta hasta el 18 de junio del 2016, cuando Santana compró dos terrenos de la explanada del estadio por US$ 600 mil. El vendedor fue el supuesto propietario en ese momento, Julio Saquicuray Pérez, de 92 años. Por su edad no pudo firmar el documento y su hijo Carlos lo habría hecho por él. El congresista de Acción Popular sostiene que el estacionamiento y las canchitas –de las que Arrieta se apropió ilícitamente por orden de Orellana–  son “parte” de la explanada que los evangélicos tomaron. Y en las que se desató una batalla campal contra un grupo de barristas de Alianza Lima. “Parece que ni siquiera firmó él [Julio Saquicuray]. Típico de Orellana: buscaba a alguien y le pagaba una propina para que firme”, explica Vitocho. La pieza faltante en el rompecabezas del parlamentario es la que pueda detallar cómo el terreno en cuestión llegó a las manos de Saquicuray.

Pastor evangélico Alberto Santana.
Pastor evangélico Alberto Santana.
La relación entre Orellana y del club íntimo se remonta a los días en los que Guillermo Alarcón era presidente. En el 2009, el estudio de Orellana ayudó a la dirigencia a inscribir a la junta directiva y formalizar su cargo, poco después de que ganara las elecciones. Las actas habrían sido adulteradas. Nos comunicamos con el exdirectivo pero este prefirió no declarar.

El administrador temporal de Alianza Lima, Renzo Ratto, anunció una demanda penal por usurpación agravada contra El Aposento Alto. La abogada del club, Liliana Campos, explicó que el estado le entregó el terreno a Alianza en 1972 a través del decreto Ley 19434, el que aún sigue vigente. Y agregó que el club tiene la propiedad por haber poseído los terrenos “de manera continua, pacífica y pública” por 43 años. Además, señaló que la compra hecha por la iglesia fue “fraudulenta y el 32° Juzgado Civil de Lima la ha declarado improcedente”. El abogado de El Aposento, Sandro Balbín, retrucó: “Contamos con toda la documentación necesaria para la posesión”.

En conferencia de prensa del pasado martes 11 de septiembre, en el enorme hangar de El Aposento

Alto en Independencia, Santana presentó documentación que probaría su presunta titularidad sobre los terrenos. Conocido por su homofobia y su capacidad para “convertir gays en heterosexuales” (CARETAS 2437), el pastor está decidido a poner las manos sobre el terreno aliancista y expandir sus bienes raíces. Su iglesia afirma ser propietaria de 54 locales en el Perú y el extranjero. Ni más ni menos.

Hinchas de Alianza Lima recuperaron por la fuerza la explanada de Matute.
Hinchas de Alianza Lima recuperaron por la fuerza la explanada de Matute.

Loading...