Tras grabar su mensaje de renuncia, PPK salió de Palacio a las 2 y 17 de la tarde del miércoles 21.
Tras grabar su mensaje de renuncia, PPK salió de Palacio a las 2 y 17 de la tarde del miércoles 21.
Edición 2531: Jueves, 22 de Marzo de 2018

PPK: Fracaso Histórico

Tras la renuncia de Pedro Pablo Kuczynski, su sucesor Martín Vizcarra confronta urgente necesidad de enrumbar al país.

Tras grabar su mensaje de renuncia, PPK salió de Palacio a las 2 y 17 de la tarde del miércoles 21.
Tras grabar su mensaje de renuncia, PPK salió de Palacio a las 2 y 17 de la tarde del miércoles 21.

Son titánicos los desafíos que confronta como nuevo mandatario el primer vicepresidente Martín Vizcarra.

Producida la renuncia de Pedro Pablo Kuczynski el miércoles 21, se esperaba que Vizcarra, que se desempeñaba como embajador en Canadá, llegara al Perú en la noche del jueves 22. No consiguió vuelo antes y tampoco sabe si viajará en la ventanilla para ver el panorama en el que aterriza.

Tras juramentar como presidente, su primer reto es el de la conformación de su Consejo de Ministros.
Su amigo y ex gobernador regional de San Martín, el congresista de APP y ex primer ministro César Villanueva, fue el promotor del segundo intento de vacancia y rumoreado componedor de un futuro gabinete, con él mismo a la cabeza.

“Como presidentes regionales hemos compartido proyectos y sueños comunes”, declaró a CARETAS.
Villanueva fue titular de la moción de vacancia y se espera que en ese trance haya hilvanado las actividades de apoyo a una Presidencia. Se asume que Vizcarra convocaría a un gabinete de unión nacional donde el consenso fuera el punto de respaldo.

El gabinete presidido por Mercedes Aráoz debe quedarse en funciones hasta que Vizcarra anuncie el suyo. El fin de semana correrá el correo de brujas.

ACUERDOS MÍNIMOS
La clave estará en su relación con Fuerza Popular. Una fuente que conversó en las últimas horas con Keiko Fujimori asegura que, tras la guerra de los últimos meses desatada contra PPK, su hermano Kenji y su padre Alberto, ella le garantizará su apoyo a Vizcarra.

Otros actores que empujaron a Kuczynski a renunciar no prometen mucha estabilidad.

Manuel Dammert de Nuevo Perú anticipa que “Vizcarra tendrá un campo de acción muy limitado” y considera que su partido liderado por Verónika Mendoza no debe integrar el gabinete. Las declaraciones de Marco Arana del Frente Amplio no miraban más allá de la vacancia.

Consultado, el congresista aprista Jorge del Castillo respondió que en las tiendas parlamentarias no se han producido aún ofertas específicas.

EL DESAFÍO ECONOMICO
Vizcarra no solo necesitará enviar señales inmediatas sobre el futuro de la gobernabilidad sino también a los actores económicos.

El PBI crecía 4% en julio del 2016 cuando PPK asumió el gobierno, y hoy es 2,81%. El presidente del BCR, Julio Velarde, adelantó que la crisis política afectará “en algo” la proyección de crecimiento. Ayuda el sostenido incremento de los precios de los minerales. La bolsa, los indicadores de mercado y el tipo de cambio reaccionaron positivamente a la renuncia.

“Los empresarios estamos desilusionados”, exclamó Mario Mongilardi de la Cámara de Comercio de Lima. “El Legislativo y el Ejecutivo no han estado a la altura de la expectativa de la población. Esto debe concluir. Llevamos dos años con esta confrontación estéril e inútil”.

NO TIENE BANCADA PROPIA
Con ese reparto, será muy importante la relación de Vizcarra con el resto del gobierno.
Hasta antes de la renuncia, guardó un silencio criticado por otros miembros del gobierno, como Aráoz, Juan Sheput, Gilbert Violeta y el propio Kuczynski, quien aludió a los “traidores”.
Como tal, Vizcarra no tiene representación parlamentaria propia.

Para la premier Aráoz quedarse en caso de la vacancia hubiera significado ser un “títere” de la mayoría fujimorista parlamentaria. Kuczynski renunció y acusó a esta de impulsar “desde el primer día de mi gobierno” un clima de “ingobernabilidad” y una “grave distorsión del proceso político”.   

La distancia de Vizcarra con el ex premier Fernando Zavala, operador de primera línea de Kuczynski, era evidente. Y con Aráoz, la otra vicepresidenta, se acentuó en las últimas semanas luego que durante el primer intento de vacancia trascendiera que ambos –Vizcarra y Aráoz– conversaban la conformación de un posible nuevo gobierno mucho más confrontacional con el fujimorismo parlamentario.

Vizcarra llega a Lima el jueves 22 a las 8 de la noche. Apunta a gabinete de unión nacional.
Vizcarra llega a Lima el jueves 22 a las 8 de la noche. Apunta a gabinete de unión nacional.

La muñeca política del nuevo Presidente todavía es un misterio. Estuvo 10 meses al frente del Ministerio de Transportes y Comunicaciones y enfrentó dos interpelaciones por el caso del aeropuerto de Chinchero. Renunció antes de ser censurado.

El fujimorismo que hoy le pone la alfombra roja demandó que renunciara también a la vicepresidencia.
Antes de esa debacle, Vizcarra se había dedicado a poner en práctica una buena idea, como la de desarrollar las relaciones con las regiones. De allí salieron los GORE-Ejecutivo.

En noviembre pasado declaró a CARETAS que la forma “de contrapesar la mayoría en el Congreso es a través de otros actores. Los gobiernos regionales y locales están distribuidos en más de dos mil municipios. La política de los grandes proyectos no se debe ver como impuesta desde Lima, sino como compartida”.

Alejar la discusión de la relación Ejecutivo-Legislativo le resultaba fundamental, pero Kuczynski no pudo escapar de ese campo de batalla.

PRUEBAS ALZHEIMER
Las denuncias de Fuerza Popular sobre compra de votos de parlamentarios para evitar la vacancia presidencial, motivadas en la puerta giratoria en la que PPK se enredó con la brasileña Odebrecht durante su paso por el gabinete de Alejandro Toledo y cuya segunda moción se iba a debatir el jueves 22, inclinaron una balanza que hasta ese momento podía asentarse en cualquiera de las dos direcciones.

Voceado premier Villanueva. “Hemos compartido sueños y proyectos”.
Voceado premier Villanueva. “Hemos compartido sueños y proyectos”.

La velocidad con la que se incendió el establo del gobierno entre el martes por la noche y el miércoles por la mañana recordó que cualquier fósforo podía calcinar su presidencia.

Mientras el lunes en Iquitos Kuczynski se mostraba confiado en que “nos va a ir bien”, el congresista (FP) Moisés Mamani le tendió al ministro de Transportes y Comunicaciones Bruno Giuffra lo que este calificó de “emboscada montesinista”.

¿UN CUARTO VIDEO?
En los audios Giuffra parece negociar con Mamani un encuentro con el presidente Kuczynski en su casa en la calle Choquehuanca.

La reunión no ha sido confirmada. El caso puede afectar aún más al propio Kuczynski, en caso de aparecer un nuevo audio en la que se le escuche personalmente hacerle ofrecimientos a Mamani.
Es de suponer que no ocurrió, puesto que sino ya habría sido divulgado. Salvo que FP se reservara esta evidencia en caso de que PPK no renunciara el miércoles, en víspera de la segunda moción de vacancia.

Hasta el momento, se tratan de pruebas Alzheimer: ¿el gobierno compró? ¿Quién del Ejecutivo es el comprador?   

Pero el hecho de que el aliado del gobierno, Kenji Fujimori, ofreciera sus buenos oficios, y se pretendiera negociar el voto en contra de la vacancia con un personaje de la calaña de Mamani (ver recuadro), fue una invitación al desastre.

Si se lo hubieran propuesto, no lo hubieran hecho peor.  

El aludido ministro de Transportes y Comunicaciones, Bruno Giuffra, detalló que su despacho recibió 2,130 oficios  de congresistas y tuvo 68 reuniones con parlamentarios de diferentes bancadas políticas en menos de un año.

La propia premier Mercedes Aráoz sostuvo reuniones con parlamentarios  opositores que gestionaban obras el mismo martes de la denuncia.

LA RESACA
La Junta de Portavoces encabezada por el presidente del Congreso, Luis Galarreta, anunció el inicio del desafuero de los parlamentarios involucrados en el escándalo: Kenji Fujimori, Bienvenido Ramírez, Guillermo Bocángel, Mercedes Aráoz y el ministro de Vivienda Carlos Bruce.   

Para Kuczynski las grabaciones “fueron editadas y selectivamente tendenciosas”. Es evidente el caso del abogado del presidente, Alberto Borea. Pero cayeron redonditos en tiempos donde todo se graba y todo se filma.

El episodio vuelve a evidenciar el paupérrimo nivel del Congreso, cuya aprobación en las encuestas es menor que la del Ejecutivo. No solo por el papel de Mamani y las fanfarronerías de Bienvenido “Alzheimer” Ramírez –se comprobó que ninguno de los funcionarios que dijo que movió en los audios fueron cambiados-, sino por todo el calibre del intercambio. Kenji ofrece “un almuerzo de la c…. su madre” en Palacio.  
 
EL PRESIDENTE Y EL ARZOBISPO  
El miércoles a las 9 de la mañana, antes de ir a Palacio, Kuczynski hizo una parada en el domicilio de Cipriani en la calle Los Nogales, San Isidro. El encuentro duró unos veinte minutos y, según una fuente familiarizada con la conversación, PPK le pidió al religioso que intercediera ante Keiko Fujimori para que lo dejen continuar con su mandato. Cipriani le dio a entender que eso era muy difícil.
En Palacio, Kuczynski se mostró sereno y repasó las noticias por televisión. Pasada la una de la tarde, El presidente, tras reunirse con su abogado Alberto Borea y un grupo de allegados entre los que estuvo permanentemente el congresista Violeta, grabó su mensaje a la nación. Luego se retiró de Palacio.

En el Congreso, mientras tanto, debatían si aceptaban la renuncia o se iban de todos modos a la sesión de vacancia, para la que los cálculos ya acumulaban 104 votos, mucho más allá de los 87 requeridos para la destitución. Al final primó aceptar la dimisión.  

PPK duró como Presidente apenas 661 días.

Loading...