Edición 2513: Jueves, 9 de Noviembre de 2017

Comprensión Lectora

Sin rubor, Héctor Becerril acusó a CARETAS de “mermelera” por hacer notar la presión que ejerce sobre el Tribunal Constitucional en el caso de la minera Perubar. La empresa sigue un proceso para dejar de pagar el aporte por fiscalización ambiental a la OEFA, concepto por el que se recauda anualmente en total entre S/110 millones y S/130 millones. Becerril dice que él defiende los intereses del Estado, pero no entiende la separación de poderes. Presionar directamente para que el Tribunal falle a un lado o a otro constituye una intromisión indebida. El TC cautela los derechos constitucionales, sean o no del Estado. Por lo demás, ha trascendido que el caso será declarado nulo y se convocará a una nueva audiencia.

Loading...