El libro de Ampuero es uno de los candidatos cantados.
El libro de Ampuero es uno de los candidatos cantados.
Edición 2594: Jueves, 13 de Junio de 2019

Juego Limpio

Por: Gabriel Ruiz Ortega | En la Yugular

El libro de Ampuero es uno de los candidatos cantados.
El libro de Ampuero es uno de los candidatos cantados.

Felizmente, no todo es argolla y silencio cómplice. También encontramos cosas destacables en el Ministerio de Cultura, como el Premio Nacional de Literatura. Para esta ocasión, los libros a galardonar en las categorías Poesía, Cuento y Literatura Infantil y Juvenil, están suscritos a los años 2017 y 2018. La oficina que dirigirá la logística será la Dirección del Libro y la Lectura. Esperamos que se pueda solucionar el punto más sensible de la actual convocatoria y de las anteriores: la conformación y desempeño de los respectivos jurados.

Dura tarea para la DLL, que tendrá que garantizar el juego limpio. Esta vez no debe ser un mero espectador. Esta oficina debe manejar el quién es quién de los convocados, qué libros tuvieron repercusión y cuáles no. Incluso debe conocer los sentimientos menores cuando se vota en contra de un autor, como sucedió en la categoría Poesía 2017. De las categorías actuales, la de Cuento tiene más títulos de interés. Pienso en ¿Qué tengo de malo? de María José Caro, Lobos solitarios y otros cuentos de Fernando Ampuero, El arte antiguo de la cetrería de Paul Baudry, Una calma aparente de Christian Solano, No somos cazafantasmas de Juan Manuel Robles, Aquí hay icebergs de Katya Adaui, Nosotros que vamos ligeros de Nataly Villena y Lluvia de Karina Pacheco. De ellos saldrá el ganador, por la sencilla razón de que generaron reseñas y gozaron del favor de los lectores. El Mincul debe aprovechar la crisis de calidad de otros certámenes estatales (BCR y Copé). Se reconoce la epifanía, no el “me gusta” o “me parece”. Tiene todo para ser el premio más importante del país.