Penélope Cruz, Ricardo Darín y el secreto de una vida.
Penélope Cruz, Ricardo Darín y el secreto de una vida.
Edición 2564: Miércoles, 7 de Noviembre de 2018

Maraña de Rencores

Por: Jaro Adrianzén | Un secuestro abre la caja de pandora en Todos lo Saben, del iraní Asghar Farhadi.

Penélope Cruz, Ricardo Darín y el secreto de una vida.
Penélope Cruz, Ricardo Darín y el secreto de una vida.

Hay una doble lectura en el título del más reciente filme de Asghar Farhadi: Todos lo saben. La primera representa un juego de provocación con el espectador. Nosotros no sabemos nada. Las luces que el cineasta nos da son las de una trama aparentemente enmarañada y cargada de personajes: Laura (Penélope Cruz) llega con sus dos hijos a España para el matrimonio de su hermana. Allí radica Paco (Javier Bardem), amigo de la infancia, y gran parte de su familia. Y en Buenos Aires, se queda su esposo Alejandro (Ricardo Darín), quien debe volar de emergencia hasta Europa tras el secuestro de
su hija durante la fiesta post boda. Con cámara en mano, Farhadi recorre ambientes cerrados y capta la ansiedad creciente de una familia atrapada por la incertidumbre y el miedo. El iraní ya había registrado el drama en los interines hogareños en Nader y Simin: una separación (2011). Y aquí sigue la línea. Una Penélope Cruz caminando desvaída y preguntando por Irene, su hija secuestrada, mientras sube las escaleras nos regala una de las secuencias más potentes de la cinta. Poco a poco la desgracia desata ira, desconfianza –todos son sospechosos– memorias y rencores. Y secretos. Se abre la caja de Pandora. Allí la segunda lectura del título: hay algo que todos saben pero, en un principio, nadie dice. Farhadi se esmera demasiado en dejar claro el secreto revelado, restando a la intriga que marcó la pauta en el largo. Pero se recupera al final, donde los giros dejan claro que la vida no siempre es justa. Eso, también, todos lo saben.

Loading...