No solo las directoras peruanas que residen en territorio nacional participaron. También las emigrantes que viven en países como México y España enviaron sus proyectos al festival.
No solo las directoras peruanas que residen en territorio nacional participaron. También las emigrantes que viven en países como México y España enviaron sus proyectos al festival.
Edición 2532: Jueves, 29 de Marzo de 2018

La Mirada Femenina en el Cine Peruano

Por: Marjorie Ramos | El primer Festival de Cine Peruano Hecho por Mujeres fue realizado en cuatro regiones de nuestro país y visibilizó el trabajo de más de 70 directoras peruanas.

No solo las directoras peruanas que residen en territorio nacional participaron. También las emigrantes que viven en países como México y España enviaron sus proyectos al festival.
No solo las directoras peruanas que residen en territorio nacional participaron. También las emigrantes que viven en países como México y España enviaron sus proyectos al festival.

Hacer cine en el Perú es difícil y mucho más complicado ha sido abrir el camino para las directoras peruanas. A pesar de eso, existen un gran número de mujeres que se dedican al cine aunque su trabajo hasta el momento era poco conocido.

Hace unas semanas se llevó a cabo en cuatro regiones del Perú,  el Festival de Cine Peruano Hecho por Mujeres.  Las organizadoras fueron: Fabiola Reyna (25), directora del Festival y las productoras Fabiola Carranza (27), Katya Zevallos (26) y Andrea García (26).

 De acuerdo a las organizadoras, Fabiola Reyna, Fabiola Carranza, Katya Zevallos en el Perú, al año, solo se producen de tres a ocho películas hechas por mujeres.
De acuerdo a las organizadoras, Fabiola Reyna, Fabiola Carranza, Katya Zevallos en el Perú, al año, solo se producen de tres a ocho películas hechas por mujeres.

La idea surgió hace como dos años pero confiesan que recién  se animaron a organizarlo en diciembre del 2017 y prácticamente hasta el día de la inauguración “no sabíamos si íbamos a sobrevivir”. 

A pesar de las dificultades, falta de apoyo, las críticas, las responsables del proyecto están satisfechas con los resultados y consideran que sí valió el esfuerzo. En este primer festival hubo: 70 películas proyectadas, trabajos de más de 70 directoras peruanas y una buena asistencia del público en 11 sedes a nivel nacional. Solo en Lima, la audiencia total a las diferentes salas fue de 800 personas.  

Tal como su nombre lo indica, el propósito de este festival es  mostrar el cine peruano, pero hecho por mujeres. Dentro de la producción nacional “las mujeres están muy invisibilizadas”, asegura Fabiola Reyna.

 Las organizadoras del festival también participaron activamente en la marcha 'Ni Una Menos'.
Las organizadoras del festival también participaron activamente en la marcha 'Ni Una Menos'.

Para este festival las organizadoras se preocuparon de buscar películas, cortos y documentales hechos por mujeres en todo el país. Hubo proyecciones de Ayacucho, Huánuco, Lima y Pucallpa. A pesar de lo que uno cree, hay lugares como “Cusco donde hay una movida bien grande de videoartistas. Hay concursos en los que han participado muchas mujeres”, agrega Reyna.

También se proyectaron películas realizadas por las mujeres de la asociación Centro de Culturas Indígenas del Perú (Chirapaq).  Para ellos “el cine les plantea retos delante y detrás de la cámara” además de que “nos ayuda a reencontrarnos con nuestra identidad para construir una imagen digna desde nuestra perspectiva como pueblos indígenas”.

Muchas de los filmes tenían que ver con la visibilización de las mujeres que, por ejemplo, han logrado hacer algo fuera de lo común en sus comunidades: una mujer pescadora en Arequipa y la historia de la primera mujer que ingresó a la universidad en Pucallpa, entre otras.

 ‘Aquí viven los muertos’ de Melissa Luyo, la directora más joven del festival y ‘Sexo fuerte’ de Alejandra Bazán, documental que narra la historia de dos mujeres comerciantes en el mercado más grande de Chiclayo.
‘Aquí viven los muertos’ de Melissa Luyo, la directora más joven del festival y ‘Sexo fuerte’ de Alejandra Bazán, documental que narra la historia de dos mujeres comerciantes en el mercado más grande de Chiclayo.

Además las proyecciones, el festival realizó talleres, exposiciones y conversatorios aprovechando la participación de las directores con más experiencia. Por ejemplo, se habló de cómo postular a fondos para futuras realizaciones o cómo postular a un concurso nacional o internacional. Además de técnicas de filmación y la escritura de guiones.

Esta primera edición del Festival de Cine Peruano hecho por Mujeres es una carta de presentación que bien puede servir para conseguir apoyo y lograr hacer el segundo encuentro el próximo año. Material hay y además este primer intento ha inspirado a muchas mujeres, entre ellas una abogada de 36 años que salió de la sala diciendo “que quería hacer su propia película”.  

Loading...