Edición 2539: Jueves, 17 de Mayo de 2018

Urraca Que Come Huevo…

Escribe: Patricia Salinas O. | Si vas a hablar de algo que mueve pasiones, como el fútbol, atente a las consecuencias ¿No aprendiste la lección, Magaly?

Siempre he defendido la idea de que los personajes públicos tienen derecho a opinar, a tener una posición ante temas polémicos e incluso a hablar de sus simpatías políticas. Son ciudadanos como todos nosotros y no tienen por qué no dar sus puntos de vista. Eso sí, para evitarse papelones, tienen que evitar las torpezas. Por ejemplo, si van a usar sus redes sociales, tienen que informarse primero. Facilito: un click en google antes de escribir y listo.

No se debe hacer lo que hizo Karina Calmet la semana pasada cuando después de recomendar al público, vía twitter, que no vaya a ver la película peruana “La casa rosada” porque, según ella, hace apología al terrorismo, confundió  al fallecido cineasta ayacuchano Palito Ortega con el cantautor y político argentino Ramón “Palito” Ortega, quien no ha muerto, refiriéndose a “el fallecido director argentino Palito Ortega”.  Es decir, equivocada por donde se mire.

Pero si algo aún más torpe que hablar sin saber de lo que se está hablando,  es enfrentarse a un ídolo del pueblo, como, sin ningún criterio, hizo Magaly Medina esta semana cuando mientras todos los peruanos estábamos desconsolados  por el fallo del TAS que suspende a Paolo Guerrero por 14 meses y que por consiguiente lo saca del mundial, ella al dar la noticia en su programa “La purita verdad” (justo le tocó ella el momento preciso), dijo : “Es muy difícil cuando un tribunal no te cree, teniendo tú la verdad en sus manos, lo sé de primera mano porque a mí también me pasó e incluso fui a parar a la cárcel sabiendo yo que no estaba mintiendo, pero así es la vida, Paolo Guerrero”.

Desafortunado comentario porque, en el juicio que le ganó Paolo Guerrero se probó que ella había mentido (después le echó la culpa a su reportero) y que lo había difamado, como lo había hecho antes en otros casos, por lo cual ya tenía dos sentencias previas. Desafortunado por la falta de empatía no solo con Guerrero, sino con un país entero que sueña con un momento de alegría en el Mundial de Rusia. Y desafortunado porque ella es una figura de “El canal del Mundial” y vamos, algo de coherencia tiene que haber ¿no?

No contenta con eso, horas más tarde, escribió en su cuenta de twitter: Salud! como respuesta a un usuario que le escribió “el karma tarda, pero llega. Salud! Y cuando la gente comenzó a reclamarle diciendo que era la única que podía estar contenta con esa noticia, ella respondió: “No soy hipócrita” ¿El resultado?, hablando de karma, ella también fue suspendida por Latina hasta después del Mundial, aunque la mayoría cree que el canal aprovechó para levantar el programa “La purita verdad”, porque con las justas llegaba a los dos puntos de rating (otra vez hablando de karma ¿se acordaría de cuando se burlaba de los seis puntos de Gisela?).

Algunos tomaron la decisión de Latina como un atentado a la libertad de expresión. En el comunicado emitido por el canal se señala que “Latina y la señora Magaly Medina han decidido de mutuo acuerdo que ella se retire del aire temporalmente al no coincidir con la visión y tratamiento de temas muy relevantes para nuestro canal y el país” y agregan “La participación de la señora Medina se definirá una vez concluido el Mundial”, esa última frase es la que determina de qué se está hablando, porque caray, hay muchas cosas relevantes para el país que Latina ha pasado por alto en los últimos tiempos y digamos que eso de “Nos hacemos cargo”, era un bonito slogan, pero nada más. Esta vez reaccionaron de inmediato y muchos dirán “¿pero, el fútbol es tan importante, realmente?”. Como dijo alguna vez Jorge Valdano “El fútbol es lo más importante de las cosas menos importantes”. Y de esas pequeñas cosas puede estar hecha la felicidad. Así que figuras y figurettis, no se metan con el fútbol, por favor, porque van a terminar mal…en serio. 

Loading...